Menú
Comunidad de Madrid

Reducen el dolor en las pruebas diagnósticas de médula ósea

El Hospital General Universitario Gregorio Marañón es pionero en la Comunidad de Madrid en la implantación de este tipo de protocolo del que se pueden beneficiar más del 90% de los pacientes.

Extracción de médula ósea
Extracción de médula ósea

time 2 min

19.07.2016 - 15:30

Los pacientes que precisen de un examen diagnóstico de médula ósea en el Hospital Gregorio Marañón podrán elegir que se les realice sin dolor gracias a un nuevo protocolo desarrollado por primera vez en Madrid por los servicios de Hematología y Anestesiología del complejo hospitalario madrileño, con el objetivo de mejorar la calidad asistencial de los pacientes.

"El protocolo permite que los pacientes vayan con menos ansiedad y tengan una menor percepción dolorosa"
El protocolo consiste, según el jefe de Anestesia y Reanimación del Hospital, el doctor Fernández Quero, en “la implantación de una técnica basada en la inhalación por parte del paciente de un gas para proporcionarle una analgesia moderada y una sedación suave que permite la realización de las biopsias óseas de hematología que tienen un dolor muy importante”.

De la aplicación de esta sedación moderada a base de protóxido de nitrógeno se han beneficiado ya, según Fernández Quero, más de 400 pacientes dentro de un global de más de 1.000 pruebas de media que de este tipo se han llevado a cabo en este hospital.

NO PRECISA DE UN MAYOR DESPLIEGUE

Entre las ventajas que genera esta nueva aplicación destacan que las pruebas se pueden realizar de forma normal en las instalaciones habituales del complejo hospitalario sin la necesidad de intervenir en un quirófano, de recurrir a más profesionales sanitarios o de emplear mayor cantidad de tiempo. Según comunica el hospital, basta con la intervención de una enfermera, un hematólogo, un técnico de laboratorio y la supervisión de un anestesista.

Además, según el doctor Díez Martín, jefe de Servicio de Hematología del Hospital Gregorio Marañón, los pacientes “van más relajados, con menos ansiedad y claramente tienen una menor percepción dolorosa en esta prueba de forma que para aquellos que necesiten la repetición de la misma es más beneficioso y vayan más tranquilos”.

De esta manera, los profesionales se encuentran con un paciente más colaborador facilitando el proceso de extracción. Esto, es de especial importancia para la realización tanto del aspirado como de la biopsia de médula ósea, dos de los procedimientos más comunes a los que se recurre para diagnosticar enfermedades hematológicas como anemias, trombocitopenia, tumores de sangre, metástasis, infecciones graves y otras enfermedades genéticas.


Porque salud necesitamos todos… ConSalud.es
Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto