Menú
POR EL MINISTERIO DE SANIDAD

Carrefour, investigada por la trama del jamón podrido

Tras la prohibición de Sanidad, la cadena de supermercados siguió vendiendo durante una semana el jamón de la marca Oro de la Ermita.

Alexandre Bompard, CEO de Carrefour.
Alexandre Bompard, CEO de Carrefour.

time 2 min

02.07.2018 - 10:00

La cadena de supermercados Carrefour está siendo investigada por Sanidad desde hace al menos un año por su relación con la trama del jamón podrido.

Según ha informado Economía Digital, los inspectores sanitarios han solicitado a Carrefour información sobre grandes lotes de la marca Oro de la Ermita, que fue incluida en una alerta sanitaria emitida por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan), dependiente del Ministerio de Sanidad, por ser un peligro contra la salud pública.

Después de la prohibición de Sanidad, Carrefour siguió vendiendo durante una semana el jamón de la marca Oro de la Ermita

Concretamente, han solicitado a la compañía documentación de sus partidas de jamones, especialmente las que ha devuelto por encontrarse en mal estado. Sin embargo, según el medio citado, Carrefour no se ha mostrado especialmente colaboradora con la investigación.

Pese a la orden de retirada de mercado, Carrefour siguió vendiendo durante una semana el jamón de la marca Oro de la Ermita. De hecho el pasado viernes, en la página web de Carrefour podía comprobarse cómo seguía ofertando al público siete productos de dicha marca: jamón de cebo 50% raza ibérica, espectec, cabecera de lomo embuchado y cuatro variedades de fuet (extra pimienta roja, extra hierbas, extra ibérico y extra pimienta negra). Los productos ya han desaparecido de sus ofertas.

Jamones Carrefour.Las otras siete marcas de jamones afectadas son Don Enrique, jamón bodega Alto de Aitana, jamón bodega Sierra Borda, Serranía de Ameta, Aire de Mariola, El Galán y Jamones Croval.

Por todo ello, la Aecosan ha recomendado a los consumidores que pudieran tener productos cárnicos curados de las ocho marcas mencionadas que "se abstengan de consumirlos". El organismo del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social ha informado a las autoridades competentes de todas las comunidades autónomas a través de la Red de Alerta Alimentaria nacional para que realicen las actuaciones oportunas.

CIENTOS DE TONELADAS INMOVILIZADAS

El pasado 18 de junio, Aecosan tuvo conocimiento a través del Sistema de la Red de Alerta Alimentaria Nacional (Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información, Sciri), por parte de las autoridades competentes de la Comunidad Valenciana, de la inmovilización de más de cien toneladas de productos cárnicos. Se trata en su mayoría de jamones, almacenados en el interior de dos naves pertenecientes a un establecimiento ubicado en Alzira, carente de autorización sanitaria y sin inscripción en el Registro General Sanitario de Industrias Alimentarias y Alimentos y en evidente estado de deterioro y falta de garantías sanitarias.

Así, según ha explicado Facua, ante la existencia de un posible riesgo para la salud pública, las Autoridades sanitarias de la Comunidad Valenciana han inmovilizado los productos, han procedido al cese de la actividad del establecimiento y han puesto a disposición de la Guardia Civil toda la información. La actuación se está llevando a cabo en todo momento de manera conjunta con la Guardia Civil por tratarse de una actividad ilegal que no cumple ningún requisito sanitario.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto