Alimentación sana

Claves para hacer una dieta détox saludable y con múltiples beneficios

Las dietas détox son una técnica de limpieza o desintoxicación del organismo, que se logra a través de cambios drásticos en la alimentación.

Comer después de la Navidad
Comer después de la Navidad

time 2 min

30.10.2018 - 22:00

Cada vez son más las técnicas y dietas para controlar los problemas asociados al peso corporal. Las dietas détox, por ejemplo, son algunas de las que están muy de moda y que siguen las celebrities con cierta asiduidad.

''Las dietas détox son una técnica de limpieza o desintoxicación del organismo, que se logra a través de cambios drásticos en la alimentación que garanticen la eliminación de impurezas y sobre todo toxinas del cuerpo'', señala la doctora Mª Ángeles López Marín, nutricionista y directora del Centro Médico Rusiñol.

En este sentido, su objetivo consiste, básicamente, en ''depurar nuestro organismo y que nos ayude a recuperar nuestro peso, pero siempre de una forma sencilla, equilibrada y compatible con nuestra vida habitual'', continúa la doctora.

Pero, ¿cuáles son los beneficios de este tipo de dietas? Se recupera la vitalidad, se adopta un estilo de vida más saludable, pone tu cuerpo a punto tras unos días de excesos, elimina la retención de líquidos, regula el tránsito intestinal, rehidrata la piel y resetea tu cuerpo sin arriesgar tu salud.

¿CÓMO HACER UNA DIETA DÉTOX SANA Y EQUILIBRADA?

Lo principal, señala López Marín, ''es reducir los hidratos de carbono refinados como pan, pasta, harinas, bollería y dulces , manteniendo los hidratos de carbono brutos como frutas y verduras, así como rebajar el consumo de grasas, sobre todo en el caso de las más dañinas como fritos, grasa de la leche, tocino o mantequilla''. 

Siguiendo esta línea, la doctora ha elaborado la ''Dieta del 2'' que consiste en una dieta muy simple y fácil de recordar.

Dos raciones de proteínas al día pudiendo ser carne, pescado o huevos, cada ración de 150g. (En el caso de los huevos, máximo 2 a la semana). 

Dos raciones de verduras de hoja verde (cada ración equivalente a un plato llano). 

Dos raciones de frutas, evitando plátanos, chirimoyas, higos y frutos secos en general. Cada ración de 150 gr. 

Dos raciones de lácteos desnatados (leche o yogurt), cada ración de 150 gr. 

Dos raciones de aceite de oliva virgen, cada ración de 2 cucharadas soperas. 

Y la excepción que confirma la dieta..., una ración de pan al día de 50 gr y siempre en el desayuno.

Porque tú eres lo más importante... Estetic.es

Escribir un comentario (0)
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto