avances en medicina estética

Lucir joven y natural sin pasar por el quirófano, sí es posible

El colágeno es uno de los grandes aliados de la eterna juventud, pero con el paso del tiempo, el organismo pierde la capacidad de generarlo.

Tratamientos inductores de colágeno en Medicina Estética
Tratamientos inductores de colágeno en Medicina Estética

time 2 min

30.07.2018 - 14:02

El colágeno es una proteína que se encuentra en todas las estructuras importantes del cuerpo como huesos, articulaciones… y forma parte de los tejidos conectivos dando firmeza a nuestra piel.

Y es que, aunque el cuerpo humano produce colágeno de forma natural, llega un momento en que el organismo pierde la capacidad de generarlo, y es entonces cuando vemos nuestra piel más castigada.

Con el paso de los años, el ritmo de producción de colágeno decrece un 1,5% al año, por lo que se puede decir que una persona de unos 50 años ha perdido la mitad de su colágeno. Además, el estrés medioambiental es un factor a tener en cuenta, ya que influye de manera negativa en la producción de esta proteína.

El 20,4% de los pacientes se han sometido a un tratamiento médico estético facial, puesto que el envejecimiento del rostro es una de las principales preocupaciones estéticas

Por eso, muchos hombres y mujeres en cuanto notan más flacidez en la piel del rostro, en los párpados o pómulos, esencialmente, recurren a tratamientos de Medicina Estética con inductores de colágeno para realzar de nuevo la piel y rejuvenecer su aspecto.

Además, actualmente, la incorporación de técnicas avanzadas y productos de última generación en Medicina Estética ha permitido lograr el gran sueño de muchos hombres y mujeres: lucir un aspecto más joven y, sobre todo, natural sin pasar por el quirófano.

De hecho, según la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), el 20,4% de los pacientes se han sometido a un tratamiento médico estético facial, puesto que el envejecimiento de la cara es la principal preocupación estética que tienen los españoles.

Según explica la SEME, el incremento continuado en tratamientos faciales se debe, también, a la creciente preocupación por la eliminación de manchas y arrugas, ambas relacionadas directamente con el proceso de envejecimiento.

En cuanto al paciente ideal para el tratamiento con inductores de colágeno es el que presenta flacidez facial de grado leve o moderado. Es decir, los primeros signos de pérdida de volumen en pómulos, ceja caída o flacidez en la línea mandibular.

Hoy en día, existen diferentes sustancias infiltrables bioestimuladoras del colágeno entre las que destacan policaprolactona, betafosfato tricálcico y ácido poliláctico.

Estos rellenos se infiltran mediante agujas intradérmicas de calibre fino, en un procedimiento totalmente ambulatorio, que permite al paciente incorporarse inmediatamente a su actividad habitual.

El resultado es muy natural y satisfactorio, puesto que el objetivo del tratamiento no es solo la aportación de volumen, sino la estimulación de la síntesis de fibras colágenas lo que favorece un mejor proceso de envejecimiento.

Porque tú eres lo más importante... Estetic.es

Escribir un comentario (0)
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto