inhibidor de la tirosina quinasa

Nerlynx (neratinib) de Pierre Fabre, ya disponible en España para el cáncer de mama

Se trata del primer fármaco indicado en adultos para el tratamiento adyuvante extendido de cáncer de mama en estadio inicial con receptor hormonal positivo y sobreexpresión o amplificación de HER2

time 4 min

05.07.2022 - 14:15

La compañía farmacéutica Pierre Fabre ha anunciado que ya está disponible en España Nerlynx (neratinib) para pacientes con cáncer de mama precoz HER2-positivo/RH+. Nerlynx es el primer fármaco indicado en adultos para el tratamiento adyuvante extendido de cáncer de mama en estadio inicial con receptor hormonal positivo y sobreexpresión o amplificación de HER2 que hayan finalizado el tratamiento adyuvante a base de trastuzumab hace menos de un año.

Nerlynx es un inhibidor de la tirosina quinasa que se une al receptor HER2 y a otras proteínas del factor de crecimiento epidérmico, inhibiendo vías de señalización implicadas en la proliferación de las células tumorales. En palabras de Ángeles García, Medical Affairs Manager de Pierre Fabre, “contar con una nueva opción para pacientes de cáncer de mama precoz HER2-positivo/RH+ es una muestra más del compromiso de la compañía en el desarrollo de opciones terapéuticas innovadoras en oncología y, también, un reflejo de la ilusión con la que trabajamos para hallar nuevas soluciones que puedan mejorar el pronóstico de cada vez más pacientes”.

En España el cáncer de mama es el tipo de tumor con mayor incidencia en mujeres y el tercero con mayor mortalidad, por detrás del cáncer de colon y recto y del cáncer de pulmón. Alrededor del 95% de casos de cáncer de mama se diagnostican en fases iniciales y se estima que el 12% de mujeres con cáncer de mama en estadio inicial presentan sobreexpresión de HER2 y receptores hormonales. Además, independientemente de la fase de la enfermedad, entre el 18 y 20% de los tumores de mama presentan una sobreexpresión de la proteína HER2 (enfermedad HER2-positiva), siendo estos más agresivos que otros tipos de cáncer de mama en términos de riesgo de progresión de la enfermedad y de fallecimiento.

Cabe destacar que, a pesar de que las investigaciones han demostrado que las terapias antiHER2 pueden reducir el riesgo de que este tipo de tumor pueda volver a aparecer tras la cirugía, los datos reflejan que hasta el 25% de las pacientes tratadas con quimioterapia y trastuzumab experimentan recidivas en un plazo de 10 años, siendo la mayoría de estas recidivas metastásicas. Estas recaídas se asocian a incrementos en el riesgo de mortalidad y se relacionan con una peor calidad de vida de las pacientes.

La aprobación de neratinib se basa en los datos de eficacia y seguridad que se extraen del estudio ExteNET

En palabras del Dr. Miguel Martín, jefe de Servicio de Oncología Médica en el Hospital General Universitario Gregorio Marañón, “actualmente, la mayoría de las pacientes con cáncer de mama precoz HER2+ son tratadas con quimioterapia, sumada a una terapia antiHER2 prequirúrgica; posteriormente, son sometidas a cirugía y tras la intervención se evalúa la respuesta a la neoadyuvancia y se valora la administración de terapia adyuvante”.

Así, el Dr. Martín precisa que las pacientes que pueden beneficiarse de la administración de neratinib serían aquellas “con tumores triple positivos de alto riesgo y, en particular, aquellas con ganglios positivos o que presenten mala respuesta a la neoadyuvancia”. Siguiendo este hilo, el oncólogo resalta que “neratinib tiene un mecanismo de acción diferente a las otras terapias de diana actualmente disponibles en adyuvancia, por lo que podría ser eficaz en pacientes con refractariedad a estos tratamientos”.

La aprobación de neratinib se basa en los datos de eficacia y seguridad que se extraen del estudio ExteNET, un ensayo clínico fase III en doble ciego, que se llevó a cabo en mujeres con cáncer de mama en estadio inicial y HER2+ que habían recibido trastuzumab como tratamiento adyuvante.

En el estudio ExteNET también se determinó que neratinib tiene un perfil de seguridad y tolerabilidad bien conocido y predecible

Dentro de los resultados del estudio destaca que neratinib mejoró significativamente la supervivencia libre de enfermedad invasiva (SLEi) frente al grupo de control en la población por intención de tratar (IT); esta reducción del riesgo fue del 51% a los dos años y del 42% si se amplía el periodo de estudio hasta los 5 años. Asimismo, este fármaco mostró un beneficio superior en pacientes con cáncer de mama en estadio inicial HER2+/RH+ que completaron el tratamiento con trastuzumab hace menos de un año, motivo por el que se ha concedido la autorización de comercialización en este grupo de población específico.

Al observar el beneficio absoluto del riesgo de recidiva, las conclusiones del estudio reflejaron que este es del 4,5% a los dos años, ascendiendo al 5,1% a los 5 años. En cuanto a los factores que aumentan el riesgo de recidiva en las pacientes se encuentran varios, como el hecho de contar con uno o más ganglios positivos; que el diámetro del tumor sea mayor o igual a dos centímetros; que exista enfermedad residual tras el tratamiento neoadyuvante; que el índice de expresión Ki-67 sea alto; que la paciente presente un IMC alto o la edad más temprana de las pacientes.

En este sentido, es necesario subrayar que, en pacientes con ganglios positivos, neratinib redujo el riesgo relativo de recidiva en un 40%. Por otra parte, en un análisis exploratorio de subgrupos de pacientes que no lograron una tasa de respuesta patológica completa (pCR) después del tratamiento con trastuzumab, neratinibdemostró un beneficio absoluto frente al riesgo de recurrencia a los 5 años del 7,4% (reducción relativa del riesgo del 40%) y un beneficio absoluto en supervivencia global a los 8 años del 9,1% (reducción relativa del riesgo del 53%)5.

En el estudio ExteNET también se determinó que neratinib tiene un perfil de seguridad y tolerabilidad bien conocido y predecible. El efecto adverso más frecuente experimentado por los pacientes fue la diarrea. Siguiendo este hilo, el Dr. Martín indica que “en su inicio, neratinib presentó problemas de manejo debido a la diarrea que induce pero, actualmente, se sabe que existen estrategias para su prevención y manejo”. Más allá de este acontecimiento adverso, la incidencia de efectos adversos registrados es baja. En concreto, no se ha observado evidencia de toxicidad cardiaca o pulmonar, ni aumento del riesgo de neoplasia maligna secundaria.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto