Menú

La Retribución de las Farmacias

time 2 min

12.02.2018 - 17:10

A mediados de enero se ha sometido a consulta el Proyecto de Ley de Farmacia de la Comunidad de Madrid que, entre otros objetivos, pretende dar impulso a la función asistencial en estos establecimientos (atención farmacéutica, asistencia domiciliaria, promoción de la salud, dietética y nutrición, etc. etc.). Las Farmacias, que -en la práctica- suelen ejercer un papel profesional limitado a la mera dispensación, tienen un indudable potencial para ampliar su ámbito de servicios profesionales, y, de camino, para obtener nuevas vías de retribución más allá del  margen comercial de los medicamentos que es su sustento primordial.

Desde la reforma aperturista que implantó la Ley 16/1997, de Regulación de Servicios, el número de Farmacia en España ha crecido significativamente (de 18 a 23 mil) y, en paralelo, su solvencia económica ha disminuido, entre otros factores por la reducción sucesiva del margen comercial, por el impacto de la crisis en el mercado (20% de caída entre 2010 y 2017) y por las políticas de bajadas de precios de los fármacos, especialmente con los “precios de referencia”. Desde finales de los noventa, la rentabilidad de las Farmacias en la dispensación pública ha caído en una media de casi cinco puntos porcentuales, habiendo emergido el problema -antes impensable- de las Farmacias VEC (de viabilidad económica comprometida) -fundamentalmente en la red rural- que precisan del apoyo económico para su subsistencia.

La farmacia orientada tradicionalmente al medicamento debería centrarse en las necesidades de los usuarios con ofertas "atractivas" adecuadas a las "potenciales demandas" del público

Para paliar ese proceso de empobrecimiento -entre otras alternativas- habría que potenciar la prestación de servicios complementarios en la red de Farmacias, una red capilar cuya accesibilidad es excelente en España. Se trataría no sólo de hacer más sino también de hacer diferente y mejor lo que ya se hace, promoviendo una nueva manera de actuar que tenga al usuario como protagonista. A juicio de ASEDEF, la Farmacia orientada tradicionalmente al medicamento debería centrarse en las necesidades de los usuarios con ofertas “atractivas” adecuadas a las “potenciales demandas” del público, ofertas que añadan valor y que, en consecuencia, sean susceptibles de retribución por los propios usuarios y –¿por qué no?- por las Administraciones correspondientes. Este es el reto que refuerza el Proyecto de Ley de Madrid facilitando -desde el punto de vista jurídico- la oferta de servicios complementarios.

La remuneración singular de servicios de las Farmacias al margen del precio de los medicamentos no es una cuestión fácil por razón de mentalidad en España, pero hay ejemplos recientes en otros países como es el caso de Francia con la puesta en marcha en 2017 de un proyecto que involucra a la Farmacia en la vacunación, e igualmente, para 2018, con la llamada “retribución mixta” por la participación en programas de AAPP como el seguimiento fármaco terapéutico y otros.  Al hilo del Proyecto de Ley de Madrid, desde la ASEDEF queremos contribuir a reabrir el debate de la ampliación de la oferta de servicios de las Farmacias con remuneración específica, aunque seamos conscientes de que entre nosotros es, por ahora, una cuestión compleja.

Diego Martínez, director de Formación de ASEDEF

www.asedef.org

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (1)
0 + 0 -
Gómez Córdoba Abogados de Farmacia, 2018-02-16 15:52:43

Muy interesante su artículo. Solo añadir que estos días Extremadura considera que esos servicios asistenciales se compensan económicamente con el margen de los medicamentos. Es decir, que hay que tener mucho cuidado porque llegar a convertirse en una obligación extra que deberán financiar las propias farmacias.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y mostrarle publicidad y contenidos de su interés. Al continuar navegando, consideramos que acepta su uso. Más información Acepto