MÁS DE 150.000 EUROS EN 4 DÍAS

El “caso Nadia”, estafa a la solidaridad contra una enfermedad rara

El padre de la pequeña, que mintió sobre la patología poco frecuente de su hija, todavía no ha dado explicaciones al respecto. Anunció una rueda de prensa para este miércoles.

Fernando Blanco junto a la pequeña Nadia
Fernando Blanco junto a la pequeña Nadia

time 2 min

06.12.2016 - 19:00

El caso de Nadia, la pequeña que supuestamente sufría una enfermedad terminal, conmovió a media España cuando su padre recorrió numerosos medios de comunicación lamentando la situación de la pequeña y pidiendo dinero para poder tratarla y evitar su previsible muerte, según le habían confirmado aparentemente los médicos. Sin embargo, hace unos días se descubrió a través de una investigación del diario El País que el padre de la pequeña, Fernando Blanco, había mentido.

El padre de Nadia ha reconocido que parte del dinero lo había gastado en curanderos y no en especialistas cualificados
Al parecer el padre no había invertido el dinero recaudado, más de 150.000 en sólo cuatro días, en un supuesto grupo de científicos de élite de Estados Unidos que estudiarían el tratamiento de Nadia y realizarían varias operaciones a la niña. Además, según la familia, su hija fue diagnosticada de una enfermedad rara llamada tricotiodistrofia, con unas características diferentes a las que había explicado su padre.

El pasado sábado, la Asociación Nadia Nerea para la Tricodistrofia, creada por el presunto estafador, anunció en su página de Facebook que se devolverían las donaciones que todas las personas habían realizado para que Nadia salvara su vida.

En concreto, el mensaje es el siguiente: “Buenos días, quiero comunicaros que mañana a primera hora se realizará la devolución del total de las aportaciones-donaciones realizadas, pidiendo al banco el certificado de dichas devoluciones. Así mismo convocaré para el miércoles una rueda de prensa con los medios para dar las explicaciones oportunas y necesarias”.

Por el momento, no hay más noticias al respecto. Los medios de comunicación que se han hecho eco de la noticia sostienen que ni el padre ni el resto de la familia de la pequeña se han manifestado en este sentido para intentar aportar algún tipo de explicación. Lo único que el progenitor dijo en su día es que había exagerado en partes de la historia, mintiendo incluso a su mujer, por temor a perderla. Además, reconoció que parte del dinero lo había gastado en curanderos y no en especialistas cualificados. Asimismo, un juez ha ordenado congelar las cuentas bancarias del padre de la pequeña para investigar el presunto fraude.


Porque salud necesitamos todos… ConSalud.es
Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto