LA OPOSICIÓN PRESIONA AL GOBIERNO

Consumo estudia bajar el IVA de las mascarillas pero no fija ningún plazo

El ministro de Consumo, Alberto Garzón, ha asegurado que desde el Gobierno están explorando “diferentes vías para facilitar las mascarillas a determinados sectores sociales y vías fiscales distintas para bajar el precio”.

Alberto Garzón, ministro de Consumo, interviniendo en el Congreso de los Diputados (Foto: Congreso)
Alberto Garzón, ministro de Consumo, interviniendo en el Congreso de los Diputados (Foto: Congreso)

time 3 min

28.10.2020 - 11:00

Buena parte de los grupos parlamentarios de la oposición, incluso de ideología distinta, han incrementado la presión sobre el Gobierno de España para que aplique una rebaja del IVA a las mascarillas, fijada ahora en un 21%, después de que se conociera que la Comisión Europea sí permite su reducción al garantizar que no sancionaría a los Estados miembros que lo hicieran como consecuencia de la pandemia de Covid-19.

Así ha sido este miércoles durante la sesión de control al Gobierno. El diputado Iñaki Ruíz de Pinedo, de EH Bildu, preguntaba a Alberto Garzón, ministro de Consumo, si tenían prevista alguna medida “ante la persistencia de la pandemia y la gran carga económica que supone el gasto en mascarillas, especialmente a las familias más vulnerables”.

Garzón: "Estamos explorando diferentes vías para facilitar las mascarillas a determinados sectores sociales y vías fiscales distintas para bajar el precio"

En su primera respuesta, el titular de Consumo ha repasado las actuaciones realizadas por el Gobierno en este sentido. Además, ha anunciado que están “explorando diferentes vías para facilitar las mascarillas a determinados sectores sociales, y vías fiscales distintas para bajar el precio”. De hecho, ha defendido que el objetivo del Ejecutivo es “garantizar la máxima protección sanitaria de las familias trabajadoras y la protección ante las inclemencias económicas”.

Ante una respuesta nada concreta por parte de Garzón, el diputado de EH Bildu le ha instado a “que actúen ya” defendiendo que “el IVA lo pueden bajar ya” y que “la distribución de mascarillas a colectivos vulnerables lo pueden hacer ya”. Tras ello, el ministro de Consumo no ha concretado más, sino que ha insistido en que “seguimos explorando distintas vías, incluyendo las que ha citado”.

“HAY FAMILIAS QUE NO PUEDEN ASUMIR ESTOS COSTES”

Durante su primera intervención, Ruiz de Pinedo le ha propuesto que actúen “en dos líneas” para que se continúe protegiendo la salud y la economía de las familias. Por una parte, ha planteado “el abaratamiento de las mascarillas mediante reducción del IVA o mediante la reducción de precios máximos” y, por otra parte, que se facilite “el acceso gratuito a personas y familias vulnerables”.

El diputado de EH Bildu expone que el hecho de que haya familias que no pueden hacer una compra adecuada de las mismas está llevando a que muchas personas las usen de forma no conveniente

En esta línea, el diputado vasco ha subrayado que actualmente las mascarillas son de obligado uso y necesarias para luchar contra la pandemia. Sin embargo, ha expuesto que según las normas de uso “no se pueden usar más de cuatro horas” o no se deben reutilizar “a menos que se indique”. Esto lleva que “aunque usemos dos mascarillas diarias por persona, en una familia de tres miembros puede suponer gastos importantes, de entre 120 y 140 euros”.

Esto supone, según Iñaki Ruiz de Pinedo “un consumo añadido notable para la mayor parte de los hogares” que, además, está “creando situaciones” como que “hay familias que no pueden hacer una compra adecuada de las mismas”. Por ello, ha lamentado que esta situación “lleva a que muchas personas las estén utilizando inadecuadamente, poniendo en riesgo su salud y la de otras personas, porque no pueden asumir estos costes”.

“ES MOTIVO DE PREOCUPACIÓN”

Por su parte, Alberto Garzón ha compartido esta “preocupación”, mientras ha defendido que “desde el inicio de la pandemia instauramos un seguimiento sobre los precios de un bien que desgraciadamente se ha convertido en bien de primera necesidad y que es de uso obligatorio”, actuando así para “controlar que esos gastos no fueran excesivos para la mayoría de las familias trabajadoras de nuestro país”.

En primer lugar, ha recordado que operaron sobre el lado de la producción. “Este Gobierno ha incentivado y promovido la producción nacional de la fabricación de mascarillas. Al inicio de la pandemia, nuestro país no estaba preparado para ello e incluso nos faltaban bienes de equipo y maquinaria de producción, lo que nos dejaba a merced de los distribuidores y proveedores internacionales, muchos de los cuáles aprovechaban la situación para elevar muchísimo los precios y los márgenes, de forma que era brutal el precio resultante”, ha expuesto.

Garzón reconoce que "para muchas familias el precio fijado de 0,96 euros sigue siendo excesivo y motivo de preocupación” por lo que estudian vías para rebajarlo

No obstante, ha destacado que “actualmente hay unas 30 empresas en nuestro país que producen mascarillas de forma creciente, aunque también de forma heterogénea y asimétrica” de forma que “algunas producen 2’5 millones a la semana y otras 30.000”. En todo caso, ha asegurado que “por los rendimientos crecientes, en algunos casos los costes son muy inferiores a los de otras empresas”.

Y, en segundo término, ha defendido que “fijamos precios máximos para garantizar que no estábamos ante límites excesivos”. En todo caso, ha afirmado que “todos reconocemos que para muchas familias, el precio fijado de 0,96 euros sigue siendo excesivo y motivo de preocupación”.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto