Menú
EVOLUCIÓN EN LA UE

Gasto social en España: Más para pensiones y bajan las prestaciones por enfermedad

En 2017, España dedicó un 26,7% del gasto social en prestaciones por enfermedad y asistencia sanitaria. No obstante, desde 2008 ha caído esta cifra una media de 1,2% por año. Mientras, ha aumentado el gasto en pensiones.

Profesional sanitario con estetoscopio (Foto: Freepik)
Profesional sanitario con estetoscopio (Foto: Freepik)

time 2 min

25.11.2019 - 13:00

La Oficina Europea de Estadística (Eurostat) ha publicado este lunes las estadísticas correspondientes al gasto total de los 28 Estados miembros de la Unión Europea en prestaciones de protección social. Según los últimos datos, del año 2017, esta cifra ascendió hasta los 4.131 billones de euros, lo que supuso el 26,8% del producto interior bruto (PIB).

Dentro de este reparto de gasto social, destaca como la mayor parte (un 45,8%) se destinó a proteger a la población más mayor, incluyendo lo que se dedica a las pensiones. Y a continuación, hasta un 29,6% de dicho montante económico tuvo como fin la prestación para proteger frente a la enfermedad y para atención médica. Le siguieron las prestaciones familiares (8,7%), por discapacidad (7,6%), desempleo (4,4%), vivienda y exclusión social (4%).

Las prestaciones por enfermedad y asistencia sanitaria en España alcanzaron en 2017 el 26,7% del gasto social; la mayor parte fue destinada a pensiones y a la población mayor (51,6%)

En el caso de España, las prestaciones por enfermedad y asistencia sanitaria alcanzaron en 2017 el 26,7% del gasto social, lo que supuso un 6,1% del PIB. Este porcentaje, al igual que la media de la UE, se sitúa por detrás de lo que se destina a la población anciana y a las pensiones, que en este país fue de hasta un 51,6% de las prestación sociales. El resto, se destinó a desempleo (7,7%), discapacidad (7,2%), hijos y familias (5,4%) y vivienda y exclusión social (1,4%).

Junto a estos datos, el informe de Eurostat detalla cuál ha sido la evolución de las prestaciones sociales de los 28 países de la UE desde el 2008 hasta el 2017. En ese periodo, ha aumentado un 0,5% el gasto en protección social en España, mientras que las prestaciones por enfermedad y atención sanitaria han disminuido un 1,2% por año. En el lado contrario, han subido un 2,6% el gasto en pensiones y las personas mayores.

IRLANDA, EL QUE MÁS DESTINA A ATENCIÓN SANITARIA

En todos los estados de la Unión Europea, el segundo gasto más alto de las prestaciones sociales fue para las enfermedades y la atención médica, quedando por detrás de la protección a la población mayor. Esto se ha repetido en todos a excepción de Irlanda, país que destinó en 2017 hasta un 39,2% del gasto social a este fin.

Un mayor envejecimiento de la población provoca que hasta nueve países de la UE destinen más de un 50% de su gasto socual a las prestaciones dirigidas a la vejez

También se han situado por encima del 30% los siguientes países: Alemania (35% del gasto social a atención sanitaria), Malta (34,3%), Eslovenia (34%), Croacia y Países Bajos (33,7%), República Checa (32,7%), Reino Unido (32,6%), Eslovaquia (31,7%), Lituania (31,3%). Mientras, los que menos destinaron a prestación por enfermedades fueron Chipre (18,3%), Grecia (20,3%) y Dinamarca (21,3%).

ENVEJECIMIENTO DE LA POBLACIÓN

Desde la Unión Europea señalan que hasta nueve países destinaron más de la mitad de su gasto social a las prestaciones dirigidas a la vejez: Grecia, Portugal, Italia, Rumanía, Chipre, Polonia, Malta, España y Austria. La explicación que le dan desde Eurostat es que puede relacionarse con un mayor envejecimiento de la población y los gastos relacionados con ello.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto