Menú
Prevención de problemas cardiovasculares

Nuevos protocolos para controlar la salud cardiovascular de pacientes con antecedentes de cáncer

Los avances en el diagnóstico y tratamiento del cáncer han mejorado de forma significativa el pronóstico de los pacientes, sin embargo, muchas de las terapias utilizadas aumentan la edad cardiovascular y el riesgo de contraer enfermedades de este tipo.

Representantes de todas las sociedades y asociaciones que participan en el proyecto (Foto. ConSalud)
Representantes de todas las sociedades y asociaciones que participan en el proyecto (Foto. ConSalud)

time 2 min

03.10.2019 - 12:20

Se estima que uno de cada tres pacientes con cáncer acabará desarrollando alguna complicación cardiovascular a lo largo de su vida. El objetivo de la cardio-onco-hematología es hacer un seguimiento a largo plazo de de quienes han recibido tratamientos potencialmente cadiotóxicos, y para ello es esencial la implicación de otros especialistas, como los sanitarios de salud laboral cuando se trata de trabajadores activos.

La Sociedad Española de Cardiología (SEC), de Oncología Médica (SEOM), de Hematología y Hemoterapia (SEHH) y otras muchas asociaciones de profesionales sanitarios han firmado un documento para el manejo coordinado de trabajadores con cáncer y riesgo cardiovascular.

Los profesionales inciden en la importancia de la coordinación entre la atención primaria y los médicos del trabajo

“La reincorporación de los pacientes oncológicos a su vida laboral es un objetivo primordial”, explica la doctora Teresa López, miembro de la SEC. En este sentido, “la implicación de especialistas en medicina y enfermería del trabajo resulta fundamental por la posición clave que ocupan en el entorno laboral”.

Además de facilitar la reincorporación de los pacientes onco-hematológicos a sus puestos de trabajo, se busca asegurar un retorno en condiciones de aptitud laboral sin riesgos, una vigilancia activa de su salud cardiovascular, minimizar las complicaciones cardiovasculares potenciando un estilo de vida saludable y favorecer protocolos de derivación ante el desarrollo de signos de posible recaída.

“Los médicos de familia participamos en la atención a los pacientes oncológicos durante todo el proceso, pero los pacientes trabajan, y en muchos casos requieren bajas laborales y posteriormente retornan a sus puestos. En este circuito asistencial  es de gran importancia una estrecha coordinación de los equipos de atención primaria y los médicos y enfermeros del trabajo”, indica la doctora Isabel Egocheaga, responsable del Área Cardiovascular de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG).

EL RIESGO CARDIOVASCULAR EN DATOS

La población activa en España roza los 20 millones de personas, de las cuales el 44% con mujeres y el 56% hombres. Un 23%, contando ambos sexos, supera los 55 años. Con estos datos, se estima que unos cinco millones de personas trabajadoras está en edad de mayor riesgo para desarrollar problemas cardiovasculares y onco-hematológicos.  

En este sentido, la Fundación Española del Corazón, (FEC), entidad promovida por la SEC, tiene en marcha el 'Programa de Empresas Cardiosaludables', “dirigido a todas las empresas españolas que están comprometidas con la mejora de la salud cardiovascular de sus empleados”, explica su presidente, el doctor Carlos Macaya.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto