El 2,3% de la población sufre psoriasis

Psoriasis, una enfermedad crónica que afecta al paciente más allá de las lesiones en la piel

Aunque está arraigada la idea en el imaginario colectivo de que la psoriasis es una enfermedad cutánea, se trata de una patología sistémica que tiene un impacto en la calidad de vida y salud del paciente que va más allá de las lesiones de la piel

Médico apoyando a un paciente. (Foto. Freepik)
Médico apoyando a un paciente. (Foto. Freepik)

time 2 min

16.11.2021 - 11:05

La psoriasis es una enfermedad inflamatoria, inmunomediada y crónica que afecta al 2,3% de los españoles. Más de un millón de personas viven con esta afección que provoca lesiones en forma de placas en la piel y en alrededor del 34% de los pacientes produce además inflamación de las articulaciones, conocida como artritis psoriásica.

Más allá del impacto físico, la psoriasis afecta a la calidad de vida y autoestima del paciente. “Al manifestarse en la piel, la persona se siente estigmatizada. Sienten que les miran, la gente tiene miedo a que las heridas sean contagiosas cuando no lo son, provoca conductas de evitación en el paciente y baja autoestima”, explica para ConSalud.es el Dr. Miquel Ribera, dermatólogo del Parc Taulí de Sabadell.

Las lesiones que provoca la psoriasis son pruriginosas, es decir, producen picor, por lo que también pueden afectar al sueño del paciente. Y según donde estén localizadas, pueden llegar a ser dolorosas. Tanto es así, que el Dr. Ribera apunta que para algunas personas es necesario recibir soporte psicológico cuando les diagnostican la enfermedad “para concienciarse y aprender que tendrán una enfermedad crónica que tendrán que controlar y cuidar”.

“No es infrecuente que los pacientes con psoriasis sean más susceptibles a padecer depresión y ansiedad”

La psoriasis – al igual que ocurre con otras enfermedades que afectan a la piel como la dermatitis atópica – evoluciona en forma de brotes. Así, el paciente no siempre tendrá las mismas lesiones ni la misma inflamación, sino que además de la predisposición genética para desarrollar la patología, hay factores desencadenantes de la misma, principalmente, el estrés y la ansiedad.

La artritis psoriásica por su lado cursa con cuadros que generan dolor y dificultad para mover las articulaciones, entre otros. Todo ello se traduce en una discapacidad y pérdida de productividad asociada a la psoriasis, que provoca un gran impacto para el paciente desde el punto de vista económico. Además, debido al impacto que puede tener la enfermedad en las relaciones sociales y en su imagen corporal, no es infrecuente que los pacientes sean más susceptibles a padecer depresión y ansiedad.

Tal y como asegura el Dr. Ribera, se hace necesario que los pacientes con psoriasis reciban apoyo y atención psicológica en el momento del diagnóstico y durante la enfermedad, con el objetivo de minimizar las consecuencias de la psoriasis en su calidad de vida y salud mental. Además, otra de las necesidades de los pacientes en nuestro país se relaciona con conseguir eliminar completamente las lesiones de su piel durante el mayor tiempo posible, de forma que puedan “olvidarse” de que padecen la enfermedad y puedan llevar una vida normal, tal y como revela la encuesta ‘Next Psoriasis’ realizada por Acción Psoriasis.

De cara al futuro, el dermatólogo subraya que no todos los pacientes responden igual a los tratamientos, por lo que los próximos avances e investigaciones tienen que ir enfocados hacia una medicina personalizada.

“Con la colaboración de AbbVie”

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto