Menú
Según una encuesta de Empleo

El 17% del personal sanitario reconoce sufrir algún tipo de violencia laboral

Los trabajadores del sector sanitario son los más expuestos a sufrir conductas violentas en el trabajo, ya sea mediante agresiones verbales, aislamiento social o amenazadas de violencia física dentro de su propio trabajo.

El 17% del personal sanitario reconoce sufrir algún tipo de violencia laboral
El 17% del personal sanitario reconoce sufrir algún tipo de violencia laboral

time 2 min

12.01.2017 - 23:59

Hasta el 17% del personal sanitario reconoce haber sufrido algún tipo de conducta violenta en el trabajo durante el último año, especialmente agresiones verbales, rumores o aislamiento social. A nivel europeo, esta cifra se eleva incluso al 23%. Así lo revela un estudio publicado por la Universidad Internacional de Valencia y que analiza los datos de la VII encuesta de Condiciones de Trabajo, realizada por el Ministerio de Empleo.

Los empleados sometidos a conductas violentas en el trabajo perciben con más frecuencia dolor de cabeza, problemas para conciliar el sueño, estrés, ansiedad o nerviosismo
El estudio, cuyo autor es el profesor Pedro R. Gil-Monte, señala que los profesionales del sector de las actividades sanitarias y servicios sociales son los más expuestos a padecer violencia laboral ya que, a nivel general, el porcentaje de trabajadores que reconocen sufrir conductas violentas en el trabajo se reduce al 11%. De ellos, el 20% de los profesionales sufre este tipo de acciones de forma cotidiana, mientras que el 80% lo hace de forma esporádica.

En lo que respecta al personal sanitario, además de las agresiones verbales o la discriminación social, las amenazas de violencia física también afectan al 9,5% de los profesionales, mientras que la violencia cometida por personas no pertenecientes al lugar de trabajo afecta al 6,2%.

Sin embargo, a la hora de padecer actitudes violentas en el trabajo, el estudio observa una importante diferencia en lo que respecta al sexo, puesto que las mujeres señalan ser objeto de agresiones verbales, rumores o aislamiento social en un 8% frente al 6,7% de los hombres.

Además, las mujeres reconocen ser objeto de discriminación sexual o discriminación por razón de género en un 1,2% frente al 0,1% indicado por los hombres.

Otro aspecto que resalta Gil-Monte es el de los problemas de salud asociados a la exposición a la violencia en el trabajo. En este sentido, los empleados sometidos a este tipo de conductas perciben con más frecuencia dolor de cabeza, problemas para conciliar el sueño, estrés, ansiedad o nerviosismo.

PEOR ESTADO DE SALUD

De hecho, según el informe de Empleo, el sector sanitario también es de los colectivos cuyos trabajadores consideran “con frecuencia” tener un estado de salud “regular, malo o muy malo”, lo que afecta al 22,3% de los mismos.

Y es que, según el Informe sobre el Estado de la Seguridad y Salud Laboral en España, publicado recientemente por el Ministerio de Empleo, la tasa de incidencia de enfermedades profesionales por actividad económica se sitúa en el ámbito sanitario en 117,30 casos por cada 100.000 trabajadores, sólo superado por sectores como la industria manufacturera, la construcción o las actividades administrativas y de servicios auxiliares.

Si bien, en este caso, las principales afecciones no son mentales, sino causadas por enfermedades del aparato locomotor o por enfermedades infecciosas y parasitarias relacionadas con el trabajo.


Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es
Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto