Menú
exigen más recursos

Los hematólogos, en pie de guerra contra la Administración

El número de determinaciones moleculares asociadas a la patología hematológica se incrementa exponencialmente cada año, pero esto no suele ir acompañado del necesario aumento de recursos.

Jorge Sierra, presidente de la SEHH
Jorge Sierra, presidente de la SEHH

time 2 min

08.06.2017 - 11:00

Este jueves se celebra la Reunión del Grupo de Biología Molecular en Hematología (GBMH) de la Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia (SEHH), que aborda el papel que juega hoy en día la biología molecular como “herramienta fundamental” en el tratamiento de las enfermedades hematológicas. “Como en muchos otros campos, la Hematología ha sido pionera en la aplicación de técnicas moleculares al diagnóstico y seguimiento de sus patologías”, destaca María Teresa Gómez-Casares hematóloga del Hospital Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín y presidenta del GBMH. “En los últimos años, la intensa labor investigadora asociada al desarrollo de nuevas tecnologías, ha propiciado el conocimiento de las bases moleculares que subyacen al desarrollo de la enfermedad hematológica”.

"La Hematología ha sido pionera en la aplicación de técnicas moleculares al diagnóstico y seguimiento de sus patologías"
Los científicos piden a la Administración el reconocimiento de la importancia de los estudios moleculares para el diagnóstico, lo que conlleva más infraestructuras y personas cualificadas”, afirma la experta. “El número de determinaciones moleculares asociadas a la patología hematológica se incrementa rápidamente cada año, pero esto no suele ir acompañado del necesario aumento de recursos”.

Las nuevas técnicas de secuenciación masiva o NGS (Next Generation Sequencing) constituyen un importante avance tecnológico en la evolución de los procedimientos de diagnóstico molecular. Gracias a ellas “se hace posible el análisis de regiones genéticas extensas imposibles de abarcar mediante otras tecnologías, el establecimiento de perfiles moleculares asociados a las distintas patologías y el desarrollo de tratamientos dirigidos a dichos perfiles”, explica la doctora. De cara a la estandarización de los informes de los estudios de NGS, “hay que tener en cuenta aspectos tales como la frecuencia de las variantes y su incidencia en la población general, la cobertura o la patogenicidad. Además, todos estos aspectos deben estandarizarse por grupos de enfermedades”.

Aunque todas las enfermedades hematológicas (benignas y malignas) se están viendo beneficiadas por el uso de la secuenciación masiva, “la existencia de paneles comerciales validados en la patología mieloide y en la leucemia linfática crónica hace que cualquier laboratorio con acceso a dicha tecnología pueda realizar estos estudios de secuenciación masiva.

En este sentido, el GBMH tiene en marcha diversos proyectos, entre los que destaca el desarrollo de una plataforma de diagnóstico molecular y seguimiento de la leucemia mielobástica aguda y la estandarización del estudio mediante secuenciación masiva de mutaciones en ABL de la leucemia mieloide crónica. También se está preparando un manual online de neoplastias mieloproliferativas, que incluirá procedimientos técnicos y su utilidad clínica para el diagnóstico y seguimiento de estas enfermedades.


Porque salud necesitamos todos… ConSalud.es
Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto