Menú
Los médicos se opusieron a su apertura

Sólo el 44% de los alumnos que quieren estudiar Medicina en Baleares procede de la región

La Universidad asegura haber recibido más de 1.400 peticiones para las 60 plazas, pero menos de la mitad proceden de alumnos de Baleares, cuya posibilidad de estudiar en la región era uno de los principales argumentos para la creación de la nueva Facultad.

Sólo el 44% de los alumnos que quieren estudiar Medicina en Baleares procede de la región
Sólo el 44% de los alumnos que quieren estudiar Medicina en Baleares procede de la región

time 2 min

29.06.2016 - 23:59

Aunque la Universidad de las Islas Baleares ha recibido un total de 1.403 solicitudes de preinscripción al recién aprobado grado de Medicina, sólo 623 alumnos (un 44%), procede de la propia región, pese a que la posibilidad de estudiar sin tener que “emigrar” a otras autonomías era uno de los principales argumentos para la apertura de esta Facultad, a la que se opusieron abiertamente los estudiantes y decanos de Medicina españoles.

El director general de Presupuestos de Hacienda ha garantizado la viabilidad económica de poner en marcha la Facultad, pese a que un informe previo lo cuestionaba
Así, del total de solicitudes recibidas (un número abundante teniendo en cuenta que para el primer curso la Facultad sólo contará con 60 plazas), hay 708 alumnos que proceden de otras regiones, especialmente de Valencia (146), Madrid (54) y Cataluña (31), mientras que 71 solicitudes proceden de alumnos de nacionalidad extranjera.

Respecto a la viabilidad económica para poner en marcha esta nueva Facultad, lo que también ha creado polémica en la política balear, el director general de Presupuestos de Hacienda, Joan Carrió, ha garantizado que el grado podrá implementarse “sin necesidad de ningún ajuste adicional", gracias a la ampliación del límite de déficit para este año, que pasará del 0,3% al 0,7% del PIB.

El portavoz del Gobierno ha lamentado así la “polvareda política” que generó la difusión de un informe en el que se ponía en duda la viabilidad de esta Facultad, que tendrá un coste de unos 24 millones de euros en sus primeros nueve años, y ha hecho hincapié en que varias de las objeciones que planteaba dicho informe fueron tenidas en cuenta en el convenio suscrito por la Universidad y el Govern para poner en marcha la Facultad, como recoge la agencia EFE.

Como explicaba en una entrevista a Consalud.es, es Víctor Expósito, presidente del Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM), la oposición del estudiantado a la implantación de un nuevo grado de Medicina en Baleares se debía a que “estamos creando la burbuja de las facultades de Medicina”, por lo que abrir una nueva “es un sinsentido absoluto, más aún teniendo en cuenta que no hay trabajo suficiente y que uno de cada diez médicos se tienen que ir al extranjero tras acabar la carrera", al tiempo que proponía un aumento de becas y prestaciones para los estudiantes de Baleares que quisieran estudiar la carrera y tuvieran que desplazarlo para hacerlo.


Porque salud necesitamos todos… ConSalud.es
Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto