ESTIMULACIÓN DEL NERVIO VAGO

Impulsos eléctricos que alivian el dolor crónico del oído

Científicos de la Universidad Tecnológica de Viena y MedUni Vienna investigaron conjuntamente la mejor forma de estimular el nervio vago en el oído, pudiendo ayudar a combatir el dolor crónico.

Experimentos de neuroestimulación (Foto: Universidad Tecnológica de Viena)
Experimentos de neuroestimulación (Foto: Universidad Tecnológica de Viena)

time 3 min

05.09.2020 - 00:10

El nervio vago juega un papel importante en nuestro cuerpo. Se compone de varias fibras, algunas de las cuales van a los órganos internos, y también se puede encontrar en el oído. Es de gran importancia para diversas funciones corporales, incluida la sensación de dolor. Por esta razón, durante años han sido numerosas las investigaciones sobre cómo estimular eficaz y suavemente el nervio vago a través de electrodos especiales.

Uno de los avances más importantes se ha desarrollado recientemente, a través de una cooperación entre la Universidad Tecnológica de Viena y MedUni Vienna. Se trata de un estudio microanatómico, con el que se examinó con precisión (en el rango de micrómetros) cómo se relaciona el nervio vago en el oído con los diferentes vasos sanguíneos. El estudio ha sido publicado en la revista Frontiersin.

Los investigadores crearon un modelo 3D a través de ordenador para calcular la estimulación óptima mediante electrodos de aguja

Posteriormente, se creó un modelo 3D a través de ordenador para calcular la estimulación óptima mediante electrodos de aguja. Los resultados finalmente se probaron en pacientes, llegando a la conclusión que se podría determinar un nuevo patrón de señal que estimula particularmente el nervio vago del oído.

PEQUEÑOS ELECTRODOS

El equipo del ingeniero eléctrico y profesor Eugenijus Kaniusas, del Instituto de Ingeniería de Microondas y Circuitos (TU Vienna), ha llevado a cabo varios estudios en cooperación con la Universidad Médica de Viena, en los que el dolor crónico o los trastornos circulatorios fueron tratados con estimulación eléctrica. Para ello, se insertaron pequeños electrodos directamente en el oído, que luego, controlados por un pequeño dispositivo portátil en el cuello, enviaban ciertos pulsos de corriente.

Sin embargo, colocar los electrodos exactamente en el lugar correcto ha supuesto un gran desafío. "No debe golpear ningún vaso sanguíneo y colocar el electrodo exactamente a la distancia correcta del nervio", explica Eugenijus Kaniusas. “Si el electrodo está demasiado lejos, el nervio no se estimula lo suficiente. Si está demasiado cerca, la señal es demasiado fuerte. El nervio puede bloquearse, "cansarse" con el tiempo y, finalmente, dejar de enviar señales al cerebro".

Reproducción de neuroestimulación (Foto: Universidad Tecnológica de Viena)Reproducción de neuroestimulación (Foto: Universidad Tecnológica de Viena)

Anteriormente, uno tenía que confiar en la experiencia al colocar los electrodos. Ahora, por primera vez, un estudio microanatómico ha examinado en detalle cómo las fibras nerviosas y los vasos sanguíneos del oído corren en el espacio. Para este propósito, Babak Dabiri Razlighi, investigador del equipo de Eugenijus Kaniusas, fotografió imágenes de alta resolución de muestras de tejido y luego las combinó en el ordenador para formar un modelo tridimensional.

"Los vasos sanguíneos pueden hacerse claramente visibles en los pacientes al examinar el oído", dice el profesor Wolfgang J. Weninger de MedUni Vienna. “Sin embargo, no puedes ver los nervios. Nuestras mediciones microanatómicas de donaciones corporales ahora nos dicen cómo corren los nervios en relación con los vasos sanguíneos y qué tan grande es la distancia promedio entre los vasos sanguíneos y los nervios en posiciones definidas. Esto nos ayuda a encontrar el lugar adecuado para la colocación de los electrodos de estimulación ".

SEÑAL TRIFÁSICA PARA UNA ESTIMULACIÓN ÓPTIMA

El modelo de computadora también se puede usar para calcular qué señales eléctricas se deben usar. Lo importante no es solo la intensidad de la señal, sino también su sincronización: “La simulación por ordenador mostró por primera vez que un patrón de señal trifásico debería ser útil desde un punto de vista biofísico, similar a cómo se conoce por la tecnología de alto voltaje, pero con mucho menos Amperaje ", informa Kaniusas. "Tres electrodos diferentes entregan pulsos de corriente ascendente y descendente, pero no sincrónicamente, sino de una manera muy específica con un retraso de tiempo".

Este tipo de estimulación se probó en personas que padecían dolor crónico y, de hecho, el patrón de estimulación trifásico demostró ser particularmente efectivo. "La estimulación del nervio vago es una técnica prometedora, cuyo efecto se objetiva con nuestros nuevos hallazgos y ahora se está mejorando", dice Eugenijus Kaniusas. "La estimulación del nervio vago a menudo es una opción de ahorro, especialmente para las personas con dolor crónico que ya están 'fuera de terapia' y para quienes la medicación ya no es útil".

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto