Viajar en avión, un factor de estrés para la piel

Desde Estetic.es te ofrecemos una serie de consejos para cuidar tu epidermis si recurres a este transporte durante el periodo vacacional.
Viajar en avión, un factor de estrés para la piel

1 min

18.08.2017 - 23:59

Nos encontramos en pleno verano y la mayoría se encuentra de vacaciones o a puntito de cogerlas. El sol, la playa, la piscina, la montaña, paisajes, nuevas ciudades… Las opciones por las que decantarse son muy amplias y, a menudo, elegimos el verano para ir más lejos de lo habitual.

En estos casos no nos queda más remedio que viajar en avión, un medio de transporte que pese a ser más rápido que ningún otro, aún incomoda y asusta a muchos ocasionándoles episodios de estrés y ansiedad a la hora de realizar un viaje. Un factor que se suma a los estragos que ocasiona el verano en la piel, aunque en este caso sea en forma de estrés.

Por este motivo, desde Estetic.es te ofrecemos una serie de consejos para cuidar de tu epidermis cuando elijas el avión para moverte por el mundo:
Pese a ser más rápido que ningún otro, se trata de un medio de transporte que aún incomoda y asusta a mucho ocasionándoles episodios de estrés y ansiedad a la hora de viajar

1. Suero y vitaminas: antes de acudir al aeropuerto procura tomarte un suplemento vitamínico para que tus defensas no se vean afectadas por los gérmenes que circularán en el ambiente. Además aplica un suero sobre la piel antes de tu crema hidratante habitual para ayudar a bloquear la humedad.

2. No olvides el SPF: aunque estés dentro de un avión no olvides aplicarte un fotoprotector, especialmente durante vuelos de muchas horas y si tu asiento coincide con la ventanilla.

3. Mantente hidratada: procura beber mucha agua durante el viaje para mantener tanto la hidratación interna como la externa. De esta manera, también conseguirás calmar tus nervios. Dependiendo del vuelo, también sería conveniente ingerir un snack o una comida ligera.

4. Sueño reparador: si eres de las que finalmente consigue relajarse durante el vuelo, intenta no olvidar tu almohada y un antifaz para conseguir dormir bien y sin dolores de cervicales o espalda.

5. Descongestiona tus ojos: en el caso de no poder dormir en un vuelo largo, evita las bolsas y ojeras aplicando lágrimas artificiales y un contorno de ojos antes y después del viaje.

Porque tú eres lo más importante... Estetic.es

Escribir un comentario