SALUD CAPILAR

Pautas para mantener tu cabello sano y bonito todo el año

Con los años, la naturaleza del cabello se transforma, pierde densidad y volumen; aparecen las primeras canas, cambia la textura, se vuelve más áspero y seco.

Cuidado del cabello (Foto. Freepik)
Cuidado del cabello (Foto. Freepik)

time 3 min

07.02.2022 - 22:00

Con los años, la naturaleza del cabello se transforma, pierde densidad y volumen. Aparecen las primeras canas, cambia la textura, se vuelve más áspero y seco.

También, pierde brillo mostrándose más frágil e indisciplinado; el proceso de caída se acentúa a la vez que perdemos grosor; y el cuero cabelludo se reseca, los folículos se atrofian y la velocidad de crecimiento se ralentiza.

Las causas son múltiples y de diferente origen; tal vez la más destacada son los cambios hormonales que se producen a lo largo del tiempo, además de los daños causados por cómo hemos tratado nuestro cabello durante nuestra vida, una alimentación deficiente, el uso de determinados productos, la excesiva exposición del cuero cabelludo al sol, la contaminación o las agresiones químicas de tinturas y tratamientos inadecuados que pueden llegar a transformar la naturaleza de la fibra capilar y dar un aspecto poco saludable al cabello.

¿Qué podemos hacer para mantener la salud del cabello? Kevin Briceño, director de la Peluquería Krown by Kevin Briceño, nos propone algunos consejos útiles que conseguirán recuperar parte de la luminosidad y densidad del cabello y de la salud del cuero cabelludo.

1. Alimentación consciente. Somos lo que comemos, y eso es una realidad. Aparte de alimentarse, hay una serie de alimentos que benefician especialmente al cabello por los nutrientes que contienen.

Los residuos que acumulamos en el organismo, y también en el cabello, son altamente perjudiciales y acentúan la falta de oxigenación del cuero cabelludo

Por ejemplo, los alimentos verdes aportan vitaminas A y C, que ayudan a mantener el cabello hidratado; las legumbres aportan hierro, zinc y biotina, que fortalecen el cabello; algunas verduras y frutas aportan betacaroteno, que ayudan a mantener la salud del cuero cabelludo junto a la vitamina C, que facilita la producción del colágeno, fundamental para la regeneración capilar. 

2. Desintoxica tu cabello. Los residuos que acumulamos en el organismo, y también en el cabello, son altamente perjudiciales y acentúan la falta de oxigenación del cuero cabelludo. Igual que te sometes a un tratamiento de desintoxicación para tu cuerpo, el cabello y el cuero cabelludo deben eliminar los residuos que se van acumulando.

El experto apuesta por eliminar siliconas, parabenos y ceramidas mediante baños depuradores en su salón. ''En Peluquería Krown, nuestro estilista Kenzo Yonekura refuerza con su experiencia un protocolo único e innovador, donde realizamos un ''peeling personalizado'', primero evaluando el estado del cabello y, a continuación, realizando un ritual de tratamiento con plantas y aceites que purifican en profundidad el cuero cabelludo y restauran su estado natural'', explica el experto.

''También realizamos masajes hidratantes con aceites exquisitos que reparan y nutren la fibra capilar.  Y así el cabello recupera su vitalidad y el cuero cabelludo vuelve a respirar. Recomendamos realizar un tratamiento détox una vez al mes en el salón y usar un exfoliante capilar al menos una vez cada 15 días en casa'', señala el experto.

En otoño-invierno, la nutrición es suave y se debe poner énfasis en la limpieza del cuero cabelludo por los cambios de temperatura en interior y exterior

3. Repara y restaura la hidratación. Debido al proceso natural de envejecimiento del cuero cabelludo (también del cabello), necesitamos aportar nutrición extra. Esto también dependerá de la época del año en que estemos; hay que tener muy presente que en la temporada otoño-invierno o primavera-verano las necesidades no son las mismas. 

En otoño-invierno, la nutrición es suave y se debe poner énfasis en la limpieza del cuero cabelludo por los cambios de temperatura en interior y exterior. El cabello tiende a engrasarse más rápido y este aumento de la producción de sebo contribuye a que se caiga el mismo.

En primavera-verano las nutriciones son más profundas y se aplica protección térmica para contrarrestar las agresiones provocadas por el sol, las piscinas y el mar; también son muy recomendables tratamientos como la bioplastia, ya que su tecnología inteligente identifica las áreas dañadas de cabello.

4. Córtate el pelo. ''Nuestra última recomendación sería un corte de cabello periódico cada dos o tres meses, dependiendo de las exigencias de la melena. No solo ayuda a eliminar puntas dañadas, sino que redefine tu estilo, resalta aquello que te gusta y es el elemento fundamental para conseguir un aire juvenil y favorecedor'', concluye el experto.

Porque tú eres lo más importante... Estetic.es

Escribir un comentario (0)
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto