Menú
Día de la Prevención contra el Cáncer de Piel

Protegerse de la exposición solar es fundamental para evitar el cáncer de piel

Dermatólogas del Hospital La Luz de Madrid abogan por la prevención para evitar el desarrollo de melanomas, un tipo de cáncer de piel que se diagnostica a más de 4.000 españoles cada año.

Mujer expuesta al sol. (Foto Grupo Quirónsalud)
Mujer expuesta al sol. (Foto Grupo Quirónsalud)

time 3 min

10.06.2021 - 12:45

El próximo domingo, 13 de junio, se celebra el Día Europeo de la Prevención contra el Cáncer de Piel, una enfermedad que se puede evitar tomando medidas de precaución básica. En España, se diagnostican al año más de 4.000 casos de melanoma. El principal factor de riesgo de desarrollar esta enfermedad es la exposición prolongada y sin protección a los rayos UV del sol. 

Los tumores de piel son muy habituales y constituyen un problema de salud pública. Según la dermatóloga del servicio de Dermatología del Hospital La Luz, la Dra. Cristina Martínez Morán, este tipo de tumores cutáneos se pueden dividir en dos grupos: el cáncer de piel no melanoma (el más común) y el melanoma cutáneo (menos habitual pero más dañino).

Entre estos factores de riesgo se encuentra la exposición de la piel a la radiación ultravioleta (UV), que es la principal causa de melanoma

La Dra. Martínez destaca que "el melanoma es un tumor cutáneo maligno cuya incidencia ha aumentado en nuestro país de forma significativa en la última década. La tasa de incidencia en España se sitúa en torno al 8,82 por cada 100.000 personas en un año. Esto se traduce en que cada año hay más de 4.000 casos nuevos de melanoma en nuestro país".

Dra. Cristina Martínez, dermatóloga del Hospital La Luz. (Foto: Grupo Quirón Salud)

El melanoma cutáneo representa apenas el 10% de los cánceres de piel, sin embargo provoca alrededor del 65% de las muertes de este tipo de cánceres. Este porcentaje se traduce en 2,17 casos de muertes por cada 100.000 personas al año. La Dra. Laura Gómez Recuerdo, también dermatóloga del centro, señala que la supervivencia de los pacientes está estrechamente relacionada con el diagnóstico temprano, ya que "en estadios iniciales la curación es la norma, mientras que en estadios avanzados tiene una tasa de mortalidad elevada".

“A diferencia del cáncer cutáneo no melanoma, este tumor se diagnostica a una edad más temprana, con una media de edad de 55 años, y alcanza el pico más alto de incidencia por edad en las personas mayores de 65 años, aunque afecta también a personas jóvenes”, asegura la Dra. Martínez en lo referente al diagnóstico y tratamiento temprano de la enfermedad. 

Según las especialistas del Hospital de La Luz, se conocen los factores de riesgo como las mutaciones en el ADN, aunque no siempre queda patente cómo estos influyen en el desarrollo del cáncer. "Entre estos factores de riesgo se encuentra la exposición de la piel a la radiación ultravioleta (UV), que es la principal causa de melanoma. Esta radiación solar daña el ADN contribuyendo a las mutaciones genéticas", subraya la Dra. Cristina Martínez.

Las personas con piel muy blanca, pelirrojos, rubios y gente con los ojos claros, así como aquellas que tienen antecedentes familiares o historial clínico con melanomas, tienen un riesgo más elevado

La mayoría de esta radiación UV proviene de la exposición al sol y causa daños que se acumulan durante años, aumentando el riesgo de sufrir melanoma. Los expertos han demostrado que estos daños se producen en su mayoría durane la infancia, de ahí que sea especialmente necesario proteger del sol la piel de los más pequeños.

Dra. Laura Gómez Recuerdo, dermatóloga del Hospital La Luz. (Foto: Grupo Quirón Salud)

La dermatóloga Cristina Martínez añade que entre los posibles riesgos, se incluyen "otras enfermedades de piel que predisponen a este tipo de cáncer de piel como el xerodermapigmentoso o personas cuyos mecanismos de reparación de su ADN estén mermados debido a toma de fármacos como pacientes en tratamiento con quimioterapia o inmunosupresores (trasplantados renales, hepáticos, etc.)”.

Otro factor de riesgo que destaca la Dra. Laura Gómez, es tener muchos lunares (nevus). Por este motivo, asegura que "es fundamental la prevención con la autoexploración (regla del ABCDE) y realizar revisiones periódicas en dermatología”. Por otro lado, las personas con piel muy blanca, pelirrojos, rubios y gente con los ojos claros, así como aquellas que tienen antecedentes familiares o historial clínico con melanomas, tienen un riesgo más elevado de desarrollar un melanoma. 

 Las expertas recomiendan no pasar mucho tiempo expuestos y evitar el sol en las horas más fuertes

Para evitar el aparecimiento de estos tumores, es vital la prevención y protegerse haciendo uso de gafas, sombreros, ropa, toldos o cremas solares con +50 de FPS (factor de protección solar). Es importante reaplicar la crema solar cada dos horas o tras los baños en el agua.

Además, las expertas recomiendan no pasar mucho tiempo expuestos y evitar el sol en las horas más fuertes (entre las 12 y las 16 horas). Las dermatólogas recuerdan la importancia de proteger a los niños, que son más vulnerables a las quemaduras solares. 

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto