Menú
NO DETALLA QUIÉN REALIZÓ LA ADQUISICIÓN

Sanidad se exime de la responsabilidad de la compra de los test defectuosos

Tras días de especulaciones, el Ministerio afirma que en los próximos días recibirán 640.000 test con la sensibilidad requerida. Aún así, no revelan el proveedor español que hizo la compra a China ni el responsable de Sanidad que ejecutó la adquisición.

Sede del Ministerio de Sanidad (Foto: ConSalud.es)
Sede del Ministerio de Sanidad (Foto: ConSalud.es)

time 4 min

27.03.2020 - 19:00

Las dudas sobre la compra de test rápidos defectuosos, realizada por el Ministerio de Sanidad, no acaban de despejarse. Entre el jueves y el viernes, ante el aluvión de preguntas de los medios de comunicación y con motivo de la crisis sanitaria originada en España por el brote de coronavirus, el departamento que dirige Salvador Illa ha tratado de aclarar en cierta forma. Sin embargo, sobre otros aspectos clave continúan eludiendo su responsabilidad.

Según la documentación a la que ha tenido acceso ConSalud.es y que ha sido proporcionada por el propio Ministerio, la empresa fabricante de los test en China (Shenzhen Bioeasy Biotechnology) asegura que “la mayor parte de nuestros test rápidos cuentan con aprobación CE y otros con aprobación de la FDA”. Asimismo, indican que debido a que su actividad está enfocada a mercados internacionales, “no necesitamos tener la licencia para vender en China”.

Sanidad no ha detallado cuál es el proveedor español que ha adquirido estos productos de la empresa china; Illa únicamente ha afirmado que se trata de “un proveedor habitual”

Desde esta empresa, a la que ha recurrido el proveedor español que ha suministrado los test al Ministerio, han subrayado que son una “empresa autorizada para diseñar, desarrollar, producir y distribuir los productos ofrecidos” en mercados internacionales, como en España. Y recalcan en una carta que “la exportación de nuestros productos CE a España se ha realizado de acuerdo con la normativa”.

Al mismo tiempo, Sanidad ha compartido con este medio un hilo de la Embajada de China en España en el que lamentan “la interpretación confusa” despertada por sus declaraciones realizadas un día antes sobre los test defectuosos. En ellas, incidían que el Ministerio de Comercio chino proporcionó a España una lista de proveedores clasificados en la que no estaba la empresa Shenzhen Bioeasy Biotechnology, por carecer de licencia oficial en China. Además, desde la Embajada inciden en que la nueva compra realizada por el Gobierno se ha realizado “en base a la reciente lista de empresas oficialmente recomendadas”.

FALTA DE TRANSPARENCIA

Este mismo viernes, a preguntas de ConSalud.es, el ministro de Sanidad ha apuntado que la partida afectada se corresponde con las primeras 9.000 unidades de un lote de 58.000 test de una operación concreta realizada y que contaba con 650.000 unidades.  Según Salvador Illa, esas 9.000 unidades “no han pasado los filtros de calidad que tiene el SNS”. En concreto, se ha referido a que a pesar de que el producto “tenía todas las garantías” y “el certificado necesario para operar en la Unión Europea”, desde el Ministerio han realizado las comprobaciones oportunas “para determinar si cuenta con el nivel de fiabilidad requerido”.

Posteriormente, el Ministerio de Sanidad ha salido al paso y ha dado otras cifras. Según Moncloa, se adquirieron 640.000 pruebas rápidas de detección de coronavirus “cuya totalidad no había llegado todavía a España”. Únicamente llegaron dos entregas: una de 8.000, que fue enviada a la Comunidad de Madrid y que fue donde se detectó la menor sensibilidad; y otra de 50.000 que no se llegó a distribuir. Desde Sanidad indican que Salud Pública dio la orden de retirada, por lo que se devolvieron las primeras 58.000 pruebas que llegaron. Además, han especificado que la empresa china “ha asumido la devolución” y que enviará “en los próximos días 640.000 unidades de un nuevo modelo de test con las especificaciones y sensibilidad requeridas”.

Las CC.AA. que actualmente están realizando compras desconocen cuál es el proveedor español, pudiendo caer en el mismo error que el Ministerio

En todo caso, tanto las declaraciones de Salvador Illa tras el Consejo de Ministros como el comunicado emitido por el Ministerio de Sanidad llegan después de unos días de especulaciones en los que no se ha aclarado cuál era la partida exacta afectada y en los que tampoco se ha informado si todos los test que se han devuelto estaban afectados.

Por otra parte, Sanidad tampoco ha detallado cuál es el proveedor español que ha adquirido estos productos de la empresa china anteriormente mencionada. Illa únicamente ha afirmado que se trata de “un proveedor habitual”. Se evidencia así una importante falta de transparencia, que se agrava por el momento de crisis sanitaria por el que pasa el país. Además, se cae en cierta irresponsabilidad ya que las comunidades autónomas que actualmente están realizando compras desconocen cuál es dicho proveedor, pudiendo caer en el mismo error que el Ministerio.

NO ACLARAN QUIÉN FUE EL RESPONSABLE

Junto a la variabilidad en las versiones proporcionadas, desde el organismo que dirige Illa intentan no señalar a nadie como responsable de esta acción, la cual se ha demostrado que no ha sido acertada. Pese a que ConSalud.es ha preguntado tanto a Salvador Illa en rueda de prensa como a los miembros de su gabinete, desde Sanidad no han precisado quién fue la persona que ejecutó la adquisición de la partida de test defectuosos, dejando así sin respuesta a la pregunta formulada.

Patricia Lacruz, como directora general de Cartera Básica de Servicios del SNS y Farmacia, es la máxima responsable de velar por la calidad, eficacia y seguridad de los medicamentos y productos sanitarios que se adquieren en el país

Lo que sigue siendo cierto es que en España, la máxima persona responsable de velar por la calidad, eficacia y seguridad de los medicamentos y los productos sanitarios que se consumen en el país es Patricia Lacruz como directora general de Cartera Básica de Servicios del Sistema Nacional de Salud y Farmacia del Ministerio de Sanidad.

Esta pequeña crisis interna dentro del Ministerio de Sanidad y del Gobierno que preside Pedro Sánchez está provocando igualmente las críticas de parte de la oposición. Algunos partidos incluso, como el PP o Vox, han pedido directamente a Illa que se lleve a cabo una investigación al respecto y que se asuman las responsabilidades necesarias.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto