Las especialidades de enfermería, a debate

Las enfermeras también se especializan: "La figura de la 'enfermera todoterreno' va a desaparecer"

Victoria Velasco y Florentino Pérez Raya, secretaria general de la Asociación EIR y presidente del Consejo General de Enfermería, respectivamente, reivindican la necesidad de crear nuevas especialidades y apostar por las que ya están reconocidas

EPA: El empleo se recupera en Sanidad (Foto: Freepik)
EPA: El empleo se recupera en Sanidad (Foto: Freepik)

time 4 min

31.05.2022 - 17:45

Obstétrico-Ginecológica, Familiar y Comunitaria, de Salud Mental, Geriátrica, del Trabajo y Pediátrica, son las seis especialidades de Enfermería incluidas dentro de la Formación Sanitaria Especializada. Un examen permite obtener una plaza EIR para hacer la residencia de dos años y formarse en la especialidad elegida, convirtiéndose así en enfermera especialista.

"Son todas las que están, pero no están todas las que son", comentaba sobre las especialidades enfermeras la presidenta de la Asociación Estatal de Estudiantes de Enfermería, Pilar Lozano, en una entrevista para ConSalud TV. Cuidados Intensivos, Urgencias o Enfermería Escolar son algunas de las especialidades que los profesionales reivindican que deberían reconocerse.

Las seis especialidades enfermeras incluidas en la FSE contrastan con las 45 especialidades de Medicina. Para la secretaria general de la Asociación EIR, Victoria Velasco, la razón de esta diferencia tiene que ver con que “actualmente se continúa teniendo la certeza de que las enfermeras servimos para todo y que podemos trabajar en cualquier servicio cuando esto no tiene ningún sentido porque no permite ofrecer unos cuidados de calidad a los pacientes”.

“Partimos de la base de que la Enfermería es una profesión poco reconocida socialmente y desde las administraciones públicas”, comenta Velasco a ConSalud.es. La enfermera recuerda que, en Medicina, “es prácticamente imprescindible ser especialista para poder ejercer, por lo que la mayoría de médicos realizan el examen MIR al terminar el grado”. Sin embargo, la especialidad no es obligatoria en Enfermería salvo en el caso de las matronas.

AEIR: “Creemos que la figura de enfermera todoterreno va a desaparecer poco a poco”

“Nadie vería lógico que un cardiólogo trabajase en una planta de Psiquiatría y en cambio hemos normalizado la figura de la enfermera volante a la que cada día mandan a un sitio distinto”, matiza la portavoz de AEIR. “Ser enfermera generalista se traduce en que te pueden llamar de cualquier servicio para trabajar, cuentes con experiencia previa en el mismo o no. Aparte, los contratos de enfermera volante implican que te pueden mover por todo el hospital, para cubrir los puestos que sea necesario. Esta forma de gestionar los recursos humanos hace que el trabajo se desarrolle peor, que la atención no sea de calidad, porque no podemos pretender saber de todo y abarcar cuidados tan específicos”. Es por esta razón que Velasco pone en evidencia la “necesidad de especializarnos para poder desempeñar adecuadamente nuestro trabajo”. “Creemos que la figura de enfermera todoterreno va a desaparecer poco a poco”, matiza.

Desde la presidencia del Consejo General de Enfermería (CGE), Florentino Pérez Raya recuerda “las necesidades de salud de los pacientes requieren de enfermeras especialistas”. “Tenemos uno de los mejores modelos formativos enfermeros del mundo y, por coherencia, pos sostenibilidad del sistema y por justicia, resulta imprescindible aprovechar todo su potencial asistencial, investigador, docente y gestor”, asegura Pérez Raya.

“Apostar por una enfermera especialista es ir a más, es confiar en una práctica enfermera más avanzada porque con la preparación que confiere la residencia EIR, las enfermeras ganan competencias, conocimientos y habilidades, ofreciendo cuidados avanzados en áreas muy complejas donde las enfermeras son referentes”, matiza el presidente de las enfermeras.

La figura de la enfermera generalista también sería necesaria para llevar a cabo “los cuidados básicos y esenciales de la profesión, en consonancia con las enfermeras especialistas para las áreas de cuidado más específico y avanzado”

Con todo, señala que la apuesta del CGE es el “modelo mixto”, es decir, “la convivencia en el sistema sanitario de enfermeras generalistas y especialistas para dar una respuesta eficaz a las necesidades asistenciales de los pacientes a corto y medio plazo”. Así, la figura de la enfermera generalista también sería necesaria para llevar a cabo “los cuidados básicos y esenciales de la profesión, en consonancia con las enfermeras especialistas para las áreas de cuidado más específico y avanzado”.

¿QUÉ FUE DE LA ESPECIALIDAD DE CUIDADOS MÉDICO-QUIRÚRGICOS?

Además de las seis especialidades mencionadas anterioremente, desde hace 17 años el Ministerio de Sanidad también reconoce la especialidad de Enfermería de Cuidados Médico-Quirúrgicos. Con todo, no se ofertan plazas EIR en esta materia una vez que “no cuenta todavía con el plan formativo necesario para su implantación en el sistema sanitario”. Para el CGE, “se trata de una macro especialidad que viene a ser un cajón de sastre que englobaría muchas actuaciones clínicas y esto ha hecho muy difícil cualquier consenso para que acaba viendo la luz”.

“Tienen que reconocerse las especialidades existentes, esto conlleva la creación y funcionamiento de bolsas específicas de cada especialidad”

En opinión de Florentino Pérez Raya, esta especialidad no acaba de convencer, por lo que apuesta por un “replanteamiento desde cero”. “El estancamiento de tantos años es porque no existe un consenso real respecto a ella y creo que es tremendamente difícil que saliese adelante. Sería más sensato replantear áreas de especialidad enfermeras necesarias y cambiar la denominación. La pandemia ha puesto encima de la mesa necesidades claras a cubrir por parte de nuevas especialidades de Enfermería. 

UNA APUESTA REAL POR LAS ESPECIALIDADES

Tanto el CGE como AEIR coinciden: es prioritario que las especialidades enfermeras en vigor cuenten con un desarrollo real en todas las Comunidades Autónomas. “Tienen que reconocerse las especialidades existentes, esto conlleva la creación y funcionamiento de bolsas específicas de cada especialidad”, apunta Velasco.

“La mayoría de las Comunidades Autónomas no vinculan las plazas que debería ostentar un especialista a estar obligatoriamente en posesión del título”, añade el CGE, lo que se traduce en “prácticamente un fraude de ley”. “Es clave crear en todas las CC AA la categoría profesional específica de las enfermeras especialistas en las diferentes áreas y que estas plazas se vinculen a los especialistas, además de que se retribuya de acorde a la formación adicional de dos años que tiene una enfermera especialista frente a una generalista”, concluye Pérez Raya.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto