Menú
Unidad Funcional Linfomas Fundación Jiménez Díaz

Fundación Jiménez Díaz: beca de investigación internacional a su proyecto en Hematogeriatría

Esta ayuda reconoce el trabajo realizado por la Unidad Funcional de Linfomas de la Fundación Jiménez Díaz en el campo del tratamiento individualizado del adulto mayor con cáncer de la sangre.

Los doctores Raúl Córdoba (izda) y Javier Martínez Peromingo (Foto. Fundación Jiménez Díaz)
Los doctores Raúl Córdoba (izda) y Javier Martínez Peromingo (Foto. Fundación Jiménez Díaz)

time 4 min

17.12.2019 - 17:15

La Unidad Funcional de Linfomas de la Fundación Jiménez Díaz ha obtenido una beca de investigación internacional enmarcada en el programa Pfizer Global Medical Grants para desarrollar un proyecto de Hematogeriatría en pacientes de edad avanzada con linfomas, un tipo de cáncer cuya prevalencia aumentará en España debido a que, en 2040, la nuestra será la población más envejecida del planeta.

Esta beca supone un reconocimiento al trabajo realizado hasta el momento en el campo del tratamiento individualizado del adulto mayor con cáncer de la sangre, al mismo tiempo que le permite seguir evolucionando hacia la Medicina del futuro donde, como prolongación del presente, el paciente se sitúa en el centro del sistema”, ha señalado el doctor Raúl Córdoba, director del proyecto becado y coordinador de la Unidad Funcional de Linfomas de la Fundación Jiménez Díaz.

“Con este proyecto queremos dar a cada paciente con este tipo de cáncer los cuidados que necesita, no solo atendiendo a los criterios tradicionales de resultados en salud, como eficacia y seguridad, sino a todo lo que le rodea, especialmente en su situación de más vulnerabilidad debido a su edad”, añade el doctor Córdoba.

Un tipo de cáncer cuya prevalencia aumentará en España debido a que, en 2040, la nuestra será la población más envejecida del planeta

Pfizer Global Medical Grants se presenta como un programa competitivo de becas a nivel global a través del que se financian proyectos de investigación independientes promovidos por iniciativas de investigadores. El objetivo es el de mejorar la salud de los pacientes en áreas médicas de interés no cubiertas.

El proyecto becado consiste en la utilización de la valoración geriátrica integral como estrategia que guíe la terapia en el paciente de edad avanzada con linfoma con el fin de poder darle un tratamiento lo más personalizado posible. Durante dos años, entre 2020 y 2022, se podrán beneficiar de él todos los pacientes mayores diagnosticados de un linfoma, no solo en la Fundación Jiménez Díaz, sino también en los hospitales universitarios Rey Juan Carlos (Móstoles), Infanta Elena (Valdemoro) y General de Villalba, ya que la Unidad Funcional de Linfomas trabaja en red en estos cuatro centros, los Hospitales Públicos gestionados por Quirónsalud en la Comunidad de Madrid.

La investigación que ha recibido la beca está liderada por el doctor Córdoba y cuenta con la participación como investigador principal del doctor Javier Martínez Peromingo, jefe del Servicio de Geriatría del Hospital Universitario Rey Juan Carlos, y a ella se sumarán también otro geriatra, una enfermera y un informático para la explotación de datos por Big Data y la implantación de nuevas tecnologías de la información.

Los linfomas son un grupo muy heterogéneo de más de 80 subtipos de cáncer linfático que precisan de un abordaje multidisciplinar, no solo para el diagnóstico, sino también para su seguimiento.

Motivos por los que desde hace dos años la Fundación Jiménez Díaz puso en marcha la primera Unidad Funcional de Linfomas de la Comunidad de Madrid, una de las primeras de nuestro país. Esta se encuentra integrada por diferentes expertos tanto en Hematología como en Geriatría.

Desde su creación la Unidad Funcional de Linfomas han atendido más de 5.000 consultas, ofreciendo a cada uno de ellos un tratamiento adaptado a sus características y necesidades, teniendo en cuenta no solo aspectos como la edad del paciente, sino también las comorbilidades, la polifarmacia o el estado cognitivo, nutricional, funcional, social, psicológico y emocional, entre otros. En esta Unidad se reciben pacientes que requieren de una segunda opinión tanto desde el punto de vista de diagnóstico como del proceso terapéutico.

Desde su creación la Unidad Funcional de Linfomas han atendido más de 5.000 consultas, ofreciendo a cada uno de ellos un tratamiento adaptado a sus características y necesidades

“Todo ello nos permite atender a cada paciente de una forma única, siendo el paciente el verdadero beneficiario de los conocimientos de todos los profesionales que estamos a su alrededor y disposición para cuidarlo y acompañarlo en su viaje con la enfermedad”, explica el doctor Córdoba.

La Unidad se encuentra además trabajando en la actualidad en dos proyectos que están vinculados con los pacientes y con el proyecto becado. El primero de ellos, conocido como “Servicios No Presenciales”, se trata de una modalidad asistencial llevada a cabo a través del Portal del Paciente (aplicación de desarrollo propio de Quirónsalud) que permite a los pacientes disponer de un canal de comunicación abierto con el hospital siempre que lo considere, fuera de las citas programadas.

El segundo, que se define por sus siglas en inglés PROMs (Patient Reported Outcome Measurements), es un sistema de medición de resultados en salud que busca dar voz a los pacientes durante todo su proceso asistencial, permitiendo a los facultativos identificar lo que el paciente considera verdaderamente importante.

Existen iniciativas en otros campos de la salud, “pero desde los Hospitales Públicos de Quirónsalud de Madrid somos pioneros en este programa de cáncer hematológico”, concluye el doctor Córdoba.

Porque salud necesitamos todos... ConSalud.es

Escribir un comentario (0)

Recibe la Newsletter de ConSalud.es

Todos los días y de forma gratuita la newsletter con toda la información del sector sanitario

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto